Torta de queso criolla

La tarta de queso blanco no tiene mayores complicaciones, es muy fácil de preparar y su textura y su sabor son inigualables. Anímate y ponte a cocinar para que disfrutes de un postre criollo como nunca antes.

AuthorSoramir TorresCategory

Si estás aburrido de la clásica cheesecake y quieres probar una torta de queso diferente, esta receta de torta de queso criolla es para ti. Eso sí, para elaborar necesitarás queso blanco duro, un queso típico venezolano, pero si no tienes puedes sustituirlo por un queso fresco de características similares, como explicamos más adelante.

Yields1 Serving

 7 Huevos
 500 g Azúcar (2½ tazas)
 500 g queso blanco duro rallado
 500 ml Leche
 50 g Mantequilla
 1 cucharadita de vainilla
 10 ½ cucharadas soperas de Harina de trigo
 10 ½ cucharadas soperas de maicena

1

Una vez tengas todos los ingredientes en el mesón de la cocina, empieza por montar las claras a punto de nieve, batiendo con unas varillas eléctricas. Reserva.
Aprovecha y ve precalentando el horno a 180º C y preparar el molde para nuestra tarta de queso blanco, engrasando con mantequilla y espolvoreando un poco de harina por toda la superficie.

2

Por otro lado, bate las yemas con el azúcar hasta conseguir que el azúcar se disuelva por completo. Entonces, añade la mantequilla, la harina de trigo, la maicena, el queso y el toque de vainilla. Sigue batiendo hasta integrar todos los ingredientes y entonces, termina incorporando la leche.
El queso blanco duro es un tipo de queso fresco, salado, de consistencia sólida que se puede conseguir países del Caribe como Venezuela. La auténtica torta de queso criolla se hace con esta variedad, pero si no tienes, puedes usar cualquier queso fresco que sea seco y salado.

3

La mezcla de nuestra tarta criolla debe ser consistente, que se despegue de las paredes del bol. Cuando consigamos esta textura, iremos añadiendo poco a poco las claras batidas. Mezcla con movimientos suaves y envolventes para que que las claras no pierdan aire.

4

Vacía la mezcla en el molde que hemos preparado previamente y cocina en el horno durante unos 45 minutos o hasta que puedas comprobar que el interior de la torta de queso está hecho.
Cuando esté lista, deja que la torta criolla repose unos 10 minutos y entonces podrás desmoldar. Deja que enfríe a temperatura ambiente y reserva en la nevera hasta que esté bien fría para servir.

5

La torta de queso blanco se puede disfrutar así tal cual o decorando con un poco de mermelada dulce, como una mermelada de fresa por ejemplo.

Ingredients

 7 Huevos
 500 g Azúcar (2½ tazas)
 500 g queso blanco duro rallado
 500 ml Leche
 50 g Mantequilla
 1 cucharadita de vainilla
 10 ½ cucharadas soperas de Harina de trigo
 10 ½ cucharadas soperas de maicena

Directions

1

Una vez tengas todos los ingredientes en el mesón de la cocina, empieza por montar las claras a punto de nieve, batiendo con unas varillas eléctricas. Reserva.
Aprovecha y ve precalentando el horno a 180º C y preparar el molde para nuestra tarta de queso blanco, engrasando con mantequilla y espolvoreando un poco de harina por toda la superficie.

2

Por otro lado, bate las yemas con el azúcar hasta conseguir que el azúcar se disuelva por completo. Entonces, añade la mantequilla, la harina de trigo, la maicena, el queso y el toque de vainilla. Sigue batiendo hasta integrar todos los ingredientes y entonces, termina incorporando la leche.
El queso blanco duro es un tipo de queso fresco, salado, de consistencia sólida que se puede conseguir países del Caribe como Venezuela. La auténtica torta de queso criolla se hace con esta variedad, pero si no tienes, puedes usar cualquier queso fresco que sea seco y salado.

3

La mezcla de nuestra tarta criolla debe ser consistente, que se despegue de las paredes del bol. Cuando consigamos esta textura, iremos añadiendo poco a poco las claras batidas. Mezcla con movimientos suaves y envolventes para que que las claras no pierdan aire.

4

Vacía la mezcla en el molde que hemos preparado previamente y cocina en el horno durante unos 45 minutos o hasta que puedas comprobar que el interior de la torta de queso está hecho.
Cuando esté lista, deja que la torta criolla repose unos 10 minutos y entonces podrás desmoldar. Deja que enfríe a temperatura ambiente y reserva en la nevera hasta que esté bien fría para servir.

5

La torta de queso blanco se puede disfrutar así tal cual o decorando con un poco de mermelada dulce, como una mermelada de fresa por ejemplo.

Torta de queso criolla
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *